Entrenadores de leyenda: Udo Lattek

por | 2:25:00

Hoy, en una nueva entrega de la historia de los banquillos nos vamos a encargar de poner en conocimiento y en la mayoría de los casos de refrescar en la memoria de nuestros expertos seguidores del blog a uno de los mejores entrenadores del fútbol alemán: Udo Lattek.

Este entrenador tuvo como primera experiencia un gran reto, cogió las riendas del Bayern de Munich en 1970 previa recomendación de la estrella del equipo, Franz Beckenbauer, a su presidente. No defraudó y convirtió al equipo en campeón de varios títulos incluida la preciada Copa de Europa en 1974 en una final que derrotó al At. Madrid tras un partido desempate. Después de hacer liderar en Europa y en la liga alemana, consiguiendo tres títulos consecutivos (primera vez en la historia del fútbol alemán), el mismo que le colocó en el banquillo le enseñó la puerta de salida. Beckenbauer aconsejó de nuevo al presidente sugiriéndole que necesitaban cambios. A pesar de ello dejó un conjunto de jugadores que iban a conquistar dos máximos galardones europeos más consecutivos y además la base de la selección Campeona del Mundo en 1974.

Su próximo destino iba a ser el otro grande del fútbol alemán de la época, el Borussia Moenchengladbach, otro período de cuatro años igual de exitoso que el anterior. Durante esta época consiguió dominar de nuevo la competición doméstica y alzó la Copa de la UEFA pero tuvo dos grandes tropiezos. El primero en la final de la Copa de Europa a manos del Liverpool y el segundo en la disputa de la Copa Intercontinental previa renuncia del campeón inglés. Tras traer un esperanzador empate a dos de la cancha de Boca Juniors, perdió por cero a tres el partido de vuelta. Eso sí, de nuevo supo sacar el máximo de sus jugadores y hacerles un nombre dentro del fútbol continental, por eso recordamos a gente como Heynckes, Simonsen (Balón de Oro en 1977), Stielike (fichado por el Real Madrid), y Berti Vogts.

Tras estos años de gloria pasa dos temporadas en el Borussia de Dortmund sin mayor relevancia hasta que le llega la oportunidad de fichar por otro grande de Europa, el FC Barcelona. En su primera temporada sufre un revés importante en la Liga puesto que a pesar de ir dominándola con autoridad durante la mayoría del campeonato. A falta de seis jornadas, con diez puntos por disputarse y cinco de venta la dejó escapar a manos de la Real Sociedad, sumando dos empates y cuatro derrotas en esos últimos partidos. Pese a todo logra la Recopa de Europa contra el Standard de Lieja en el Camp Nou aunque no sirve para cerrar la herida. Ese verano se pone a sus órdenes Diego Armando Maradona pero no le trae soluciones, al contrario, el distanciamiento con la plantilla (incluida una insinuación pública por parte de Schuster de una supuesta afición por el alcohol) y Junta Directiva cada vez es mayor, el punto culminante viene con su cese en marzo de 1983.
Se marcha dando una rueda de prensa en la cual dice con ironía "Mis dieciocho meses en el FC Barcelona son un auténtico récord". Bien cierto es que en la directiva de Núñez había devorado anteriormente a Muller, Rifé, Helenio Herrera, Kubala y otra vez a Helenio Herrera en tiempo récord. Acompañado por el vicepresidente de la época, Joan Gaspart, comenta que "Juro que no pienso hablar mal de este club jamás". Veinticinco años después, no sé si producto de la casualidad o de un "contrato de silencio ya cumplido", se destapó con unas declaraciones en la que calificaba el Barça como un "entorno de poder, política, vanidades y envidia".

De nuevo en Alemania, y otra vez en el Bayern Munich, repitiendo tres títulos de Liga consecutivos a los que le suma dos Copas. Su único pero la final de Copa de Europa perdida en 1987 a manos del Oporto del joven e incipiente Futre y del taconazo de Madjer. Hubiese sido un colofón sensacional a su carrera en el Bayern Munich. De nuevo contó con extraordinarios jugadores como Rummenigge, Matthaus, Augenthaler y el portero belga Pfaff.

Termina su período en el Bayern Munich y descansa durante varios años hasta que en 1991 se hace cargo del Colonia durante un partido, precisamente contra anterior club, el resto de la temporada la pasa como director técnico. Ya en 1992 se hizo cargo del Schalke 04 hasta mitad de temporada, de nuevo el Bayern se cruza en su último partido.

Aquí anuncia su retirada de los banquillos para pasar al mundo de la televisión como comentarista y como columnista de la afamada revista Kicker. A finales de la temporada 1999-00 estalló la sorpresa con su incorporación al cuerpo técnico del Borussia Dortmund para los cinco últimos partidos de liga en los que se jugaba el descenso. Su última misión fue superada logrando dos victorias y dos empates y dejando al equipo en la máxima categoría del fútbol alemán. Quién sabe si asumió este reto para superar el trauma ocasionado en los seis partidos finales de la Liga Española de 1982. Si fue así, la terapia le sirvió puesto que no volvió a entrenar nunca más aunque surgieron rumores para ser el seleccionador alemán en el 2000. Él mismo se ocupó de desmentirlo rotundamente y afirmando que las cinco últimas semanas en el Dortmund habían sido como 30 años.

Su currículum:

  • 1970-75: Bayern de Munich (3 Ligas alemanas, 1 Copa de Alemania, 1 Copa de Europa)
  • 1975-79: Borussia Moenchengladbach ( 2 Ligas alemanas, 1 copa de la UEFA)
  • 1979-81: Borussia Dortmund
  • 1981-83: FC Barcelona (1 Recopa de Europa)
  • 1983-87: Bayern de Munich (3 Ligas alemanas, 2 Copas de Alemania)
  • 1991: Colonia
  • 1992: Schalke 04
  • 2000: Borussia Dortmund
Sus machadas:

Quizás la más recordada sea la que ya hemos comentado anteriormente.

  • "Mis dieciocho meses en el FC Barcelona son un auténtico récord"

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal