Primer asalto: Inter de Milán - Chelsea

por | 16:09:00
Anoche, en el Giuseppe Meazza, olía a partido grande. Esos que crean enormes expectativas y luego, cuando pita el final el colegiado todos andamos decepcionados. Nada más lejos de la realidad, ayer fue un encuentro vibrante, con alternativas y vimos un enorme espectáculo futbolístico.


Y es que como suele pasar en la cocina, cuando los ingredientes son buenos el resultado final no puede fallarnos. Nuestros condimentos eran: la vuelta de Ancelotti a San Siro, otra vez al banquillo rival del Inter, el trono por el fútbol africano (Eto'o-Drogba), Mou contra sus antiguos pupilos y lo más importante: dos super-equipos creados y gestados para la consecución de la Champions por encima de casi cualquier cosa. Uno de los dos se quedará en el camino cuando acabe esta ronda, es decir, habrán fracasado otra temporada más.

Comienza el partido con las alineaciones de lujo, excepto la inclusión de Malouda en el lateral izquierdo del Chelsea por lesión de Ashley Cole. Belletti falto de ritmo y Paulo Ferreira sin incripción en la competición quedan fuera. Este es el primer movimiento en el tablero de ajedrez de Carlo. Con Malouda y Kalou en la misma banda evitará, atacando, las subidas del mejor lateral derecho del mundo, Maicon. Mourinho dispone sus hombres como acostumbra 4-3-1-2.

Pues bien, cinco minutos son los que bastan para echar por tierra cualquier planteamiento inicial, tanto de entrenadores como de espectadores. Un gol de Milito, previo quiebro a Terry, adelanta al Inter. "The Special One" no lo celebra, como había prometido, sólo hace unos "morritos" de satisfacción. Al Chelsea no le queda otra que coger el rol de equipo atacante y monopolizar el balón. Comienza la ofensiva con buenas combinaciones y unas destacables subidas de Ivanovic desde el lateral derecho. No acaban de inquietar a las huestes milanistas pero una falta en la frontal y lanzada con maestría por Drogba hace temblar hasta los cimientos del estadio, el travesaño les ha salvado.

En uno de esos contraataques furtivos lanzados por los neroazzurros está a punto de llegar una mini-sentencia del partido. Sneijder, soberbio encuentro el suyo, lanza un centro raso hacia el punto de penalti e incomprensiblemente, un desconocido Eto'o no acierta a rematar. Ya en las postrimerías de la primera mitad, y como, por desgracia, empieza a ser costumbre, un error arbitral. La jugada viene de un error de Zanetti que no acierta en el despeje, dejando solo a Kalou que cuando encara a Julio César es trabado ligeramente por Samuel. Quizás su excesiva teatralidad le condena. Mi opinión es que es penalti y expulsión.

Comienza la segunda y Ancelotti manda a Malouda y a Kalou en un ataque contínuo por banda, incluso dejando una defensa de tres. Todo este asedio es recompensado con gol de Salomon Kalou con tiro colocado desde fuera del área. Un bote antes de llegar a puerta y poca visibilidad las excusas de un desafortunado JC. De nuevo, la suerte vuelve a sonreír al Inter puesto que cinco minutos después del gol en contra se encuentra otra vez con ventaja. Un doble disparo del Cuchu Cambiasso, probablemente sus dos mejores tiros del último año, logra alojar el balón en la portería de Cech.

Nada más adelantarse en el marcador otra genialidad del extraductor portugués: Balotelli por Motta y a destrozar a Malouda. Ahora el partido se convierte en algo más equilibrado en posesión y ataques pero, excepto un remate de Lampard detenido a bocajarro por Julio César, no se ven ocasiones claras. El Chelsea pierde el partido y a Cech por lesión sin haberse determinado el tiempo de recuperación.

Primer combate, ganador: Inter de Milán. En pocas semanas el desenlace final. Si éste fue bueno, el que viene promete ser mejor. Mourinho en Londres y resultado a favor, ¿con qué nos sorprenderá? Ya estoy impaciente.
Entrada más reciente Entrada antigua Página principal