Emoción al máximo en la jornada de camino al Mundial

por | 21:06:00
Decir que la jornada de clasificación que se ha disputado este fin de semana no ha sido muy emocionante es faltar a la verdad... o haberse quedado con el trámite que jugó España la tarde del sábado.

A falta de dos partidos por jugarse en cada grupo (salvo en el grupo 9, ya finalizado por contar con cinco equipos y donde se clasificó Holanda) muchas cosas podían decidirse ya en forma de billetes directos, oportunidades en repesca y grandes ausencias, aunque los grandes aún tienen alguna opción para la jornada intersemanal que se avecina.

Todo arrancó con un partido lleno de figuras: Rusia - Alemania. Ambos combinados tenían más que encarrilado su pase para Sudáfrica y se jugaban quien acababa como líder del grupo y quién se la jugaba en la repesca. Un solitario gol de Klose(este siempre moja con la Mannschaft) sentenció a los rusos y aporta tranquilidad al equipo de Löw, en pleno cambio generacional.

Después, como contaba al inicio, los partidos trámites de España en Armenia (1-2) y de Bosnia en Estonia (0-2). O la derrota intrascendente de Inglaterra (ya estaba clasificada)en Ucrania y para mí, las grandes sorpresas de la jornada: la goleada por 4-1 de Chipre a Bulgaria (quedándose sin posibilidades de repesca) y la locura desatada en el Grecia - Letonia, un correcalles que acabó en un 5-2 para los helenos, eso sí, los dos tantos letones, del ex del Getafe Verpakovski que cerraban la primera parte con la momentánea victoria visitante, que les hubiera metido en repesca, donde ahora están los griegos, gracias a los cuatro goles de Gekas.

Pero donde estaba el meollo en Europa era en el grupo 1. No ha gustado eso de que no coincidieran los partidos en horario, por aquello de que Portugal iba a jugar contra Hungría sabiendo como había quedado el vital choque entre Dinamarca y Suecia, donde había sospechas de "arreglo" para que, quizás empatando, seguir en sus puestos de privilegio y complicando mucho las cosas a los lusos, aún recibiendo a Malta en el cierre de la liguilla.
Al final nada de nada, Dinamarca ganó a Suecia (1-0) complicando mucho la vida a la selección de Ibrahimovic y Portugal se deshizo con dos tantos de Simao y la lesión de Cristiano Ronaldo de las posibilidades de repesca de Hungría (3-0).

Otro buen partido fue la victoria por 5-0 de Francia sobre las Islas Feroe, que no tendría más relevancia sino fuera porque asegura la repesca a los de Raymond Domenech.

En Sudamérica el Ecuador - Uruguay era el partido que iba a decidir muchas cosas. Los de Tabarez remontaron el gol de Valencia para llevarse los tres puntos de Quito y otorgar al Uruguay - Argentina del próximo miércoles una importancia vital para los intereses de ambos equipos, que ya de por sí, suele ir bastante cargado por la proximidad geográfica y rivalidad histórica que existe entre los dos combinados.
Y todo esto es posible porque Argentina, que se está acostumbrando demasiado a la épica en los últimos partidos, ganó a Perú (2-1) con goles del "Pipita" Higuaín y un gol pasada la hora del "Loco" Palermo. Locura total.
Chile, que tan buena fase de clasificación ha jugado, consiguió su clasificación matemática goleando por 2-4 a Colombia.

En la zona africana, Costa de Marfil sacó el punto que necesitaba para su billete en su visita a Malawi y Gabón, con su victoria sobre Marruecos (hundida en el grupo) sigue con posibilidades de clasificación y hace revivir antiguos fantasmas ante Camerún, que si bien ganó su partido con polémica ante Togo, todavía no puede estar segura de su presencia en Sudáfrica.

La eliminatoria entre el equipo repesca de Asia, Bahrein, y el de Oceanía, Nueva Zelanda, disputó su primer partido en el que empataron a cero... todo se decidirá en Nueva Zelanda.
Entrada más reciente Entrada antigua Página principal