Toco y me voy: El Timao pone rumbo a la élite

por | 22:08:00
Hace cosa de un año se producía una de las noticias más impactantes de la década en el fútbol sudamericano, un histórico como el Corinthians perdía su plaza en la máxima categoría del fútbol brasilero. Fue una temporada para olvidar: mal juego, rumores de problemas económicos, carencias de estrellas de esas por las que se pelea la vieja guardia del fútbol europeo y una clara fractura entre su torcida y el equipo.

El MSI esa medio empresa, medio fondo de inversión, medio reunión de prestamistas que se había metido en medio del club había dejado una grave herida económica y había protagonizado una gran "espantá" al ver que ya no era rentable estar en el legendario club de Sao Paulo dejando un agujero de que pasaba los cincuenta millones de deuda y sólo el agradable recuerdo del paso del "Apache" Tévez y Mascherano con la camiseta del Timao.

En muchas ocasiones, cuando un grande sufre este amargo trago, no queda otra que tirar de cantera y de jugadores con hambre... y eso hizo el Corinthians. Lulinha y Dentinho son los dos jóvenes talentos que han liderado al equipo en la Serie B y que como un cohete ha convertido este paso en un corto (pero triste eso sí) capítulo en su longeva historia.

Y a estos jugadores le añadimos al delantero Herrera, un argentino que ha aportado su grano de arena con goles y dos o tres jugadores jóvenes que han destacado a la hora de llevar al equipo de vuelta a la Serie A y nos encontramos con que el Corinthians tiene un equipo nuevo, alejado del glamour y del vedettismo de antaño y con posibilidades de mantenerse la temporada que viene y volver por donde solía.

Si de verdad quereis conocer el oscuro guión de cómo "el Chelsea de Sudamérica" acabó descendiendo sólo teneis que investigar un poco, además del ya mencionado MSI, los nombres de Alberto Dualib (presidente que permitió la entrada de la multinacional), Boris Berezovsky (mafioso ruso que estaba detrás del MSI) y la manera de actuar de este grupo de inversión.
En fin, olvidemos a quienes quieren aprovechar la pureza del fútbol para sus turbios asuntos y celebremos la vuelta a la élite del segundo club (en masa social) de Brasil.


Entrada más reciente Entrada antigua Página principal